Skip to main content
Pokemon Go eSalud

Pokemon Go o la importancia de la gamificación para la eSalud

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…

A estas alturas es difícil que alguien no haya oído hablar del nuevo juego desarrollado por Niantic, Pokemon Go, basado en la franquicia de Nintendo y que ha desatado una fiebre internacional con decenas de millones de jugadores repartidos por todo el mundo e importantes ingresos diarios.

Pokemon GoY es que tal ha sido la reacción que se han escrito cientos de artículos al respecto, en todo tipo de medios de comunicación, y se ha convertido día y noche en el centro de atención de diarios, revistas, noticiarios e incluso de los youtubers, que se han pasado de la noche a la mañana a crear vídeos de este nuevo juego. Miguel Angel Mañez desde Salud con Cosas nos dejaba en su “Resumen para entrenadores” algunas referencias, aunque a estas alturas ya son casi infinitas.

El fenómeno Pokemon Go

Por si alguien ha estado fuera del planeta en las últimas semanas, contar que Pokemon Go utiliza la geolocalización y la realidad aumentada para posicionar objetos sobre un mapa del mundo real sobre el que el usuario debe ir moviéndose (teléfono en mano) para desarrollar sus acciones. Y aquí es donde surge la gran diferencia con otros juegos, ya que el movimiento lo debe realizar caminado por lo que cientos de miles de jóvenes (millennials, les llaman), que antes pasaban horas sentados en el sofá, se han echado a las calles a recorrerlas en busca de pokemon, gimnasios o pokeparadas.

Sus números son espectaculares: fue trending topic mundial el día de su lanzamiento, supera en descargas a aplicaciones como Tinder y Twitter y los usuarios dedican más tiempo a jugar que el que invierten en redes sociales como Facebook o Instagram. Además, ha conseguido disparar el valor de las acciones de Nintendo más de un 70%. Se trata sin duda del fenómeno del año y, quien sabe, si de la década por el desarrollo mediático que se ha generado alrededor, pero sobre todo por las posibilidades (especialmente en el área de marketing) que aún tiene por explotar. Y todo esto lo ha conseguido en tan solo unas semanas y no estando disponible en más que un puñado de países (ya que apenas ha empezado su expansión internacional).

Es difícil encontrar un motivo para este éxito tan sorprendente y repentino. La nostalgia de todos los que han crecido con los pokemon, el uso de la realidad aumentada, el hecho de jugar en tu propio entorno viendo tu imagen representada en tiempo real sobre un mapa del área donde te sitúas, etc. Todo, en su justa medida ha ayudado a que hoy por hoy Pokemon Go sea el juego en el que están puestas todas las miradas.

Pokemon Go y la gamificación

Una de las cosas que más ha llamado la atención ha sido el hecho de que los jugadores de Pokemon Go tienen necesariamente que salir a la calle y andar … y lo han hecho, incluso de forma excesiva en algunas ocasiones.

La gamificación, entendida como la aplicación de los conceptos de los juegos (a través de retos y logros) para conseguir una serie de objetivos diferentes a los derivados de ellos, no es nueva. Muchos creen que existe un futuro muy importante en ella y son numerosos los ejemplos que podemos encontrar, especialmente en el mundo de la salud. Incluso existen congresos y eventos que reúnen profesionales e iniciativas dedicadas a fomentar el uso de aplicaciones lúdicas para tratar problemas de salud, como el Congreso Nacional de Juegos de Salud.

Pokemon Go ha venido a corroborar el hecho de que es posible, aplicando la receta adecuada, poner en movimiento a toda una generación y hacer que se despeguen de sus teléfonos, consolas u ordenadores para salir a la calle y, simplemente, andar.

Sin embargo, algunos profesionales miran con recelo a este fenómeno y los beneficios que puede aportar, sobre todo a largo plazo y buscando una correcta adherencia y no únicamente el efecto de un solo juego.

eSalud y gamificación, compañeros perfectos

Y es que al margen de la opinión que podamos tener hacia el fenómeno de Pokemon Go, en lo que coinciden todos los expertos es en que la tecnología puede y debe servir como un importante apoyo en el cuidado de la salud y en la mejora de los hábitos de vida.

Hoy en día es posible encontrar muchos ejemplos de aplicación de la tecnología en el cuidado de la salud personal, la mejora en la adherencia a la medicación o en el tratamiento de diversas patologías, demostrando que las técnicas de gamificación funcionan y tienen futuro dentro del mundo de la salud digital.

Es posible que en los próximos meses sigamos hablando de Pokemon Go o nos olvidemos de él y lo dejemos de lado, pero el hecho es que este juego ha demostrado un punto que algunos ya sabían, pero en el que no todo el mundo creía: la gamificación funciona y además puede ser económicamente rentable… Y ahora, todos a capturar pokemon. ¡Hazte con todos!

 

 Artículo originalmente publicado en Hablando de eSalud

 

Pedro Gonzalo

Pedro Gonzalo

Consultor especializado en eHealth e interoperabilidad sanitaria. Siempre buscando nuevos retos, ahora aprendiendo el mundo 2.0.

Pedro Gonzalo ha escrito 6 entradas


Pedro Gonzalo

Pedro Gonzalo

Consultor especializado en eHealth e interoperabilidad sanitaria. Siempre buscando nuevos retos, ahora aprendiendo el mundo 2.0.

2 comentarios en “Pokemon Go o la importancia de la gamificación para la eSalud

  1. “Pokemon Go ha venido a corroborar el hecho de que es posible, aplicando la receta adecuada, poner en movimiento a toda una generación y hacer que se despeguen de sus teléfonos, consolas u ordenadores para salir a la calle y, simplemente, andar.” ¿despegarse del teléfono? Yo creo que el autor no ha entendido muy bien en que consiste el juego……

    1. Gracias por la rectificación. Efectivamente, el teléfono no lo pueden dejar en casa pero el hecho reseñable es que deben salir a la calle y andar, aparcando el sedentarismo de las nuevas generaciones que prefieren vivir la vida a través de Youtube o WhatsApp en lugar de salir a la calle y ver el entorno que les rodea. En cualquier caso y de nuevo, muchas gracias por el comentario.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *