Skip to main content
10 Consejos UX Design para aplicación móvil

Diez consejos para optimizar el diseño UX en aplicaciones móviles

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (5 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

A medida que el canal móvil evoluciona y las tecnologías se desarrollan, también lo hace el campo de la experiencia de usuario enfocado al diseño de aplicaciones para dispositivos móviles. Un buen diseño UX es lo que suele diferenciar a las aplicaciones exitosas de las que pasan desapercibidas.

A continuación, voy a compartir diez consejos rápidos que te podrán ayudar a crear una buena experiencia de usuario para aplicaciones móviles, y que generalmente, se podrán aplicar también a las versiones para móviles de sitios web.

1. Vuelve al lápiz y al papel

Vuelve al lápiz y al papel

Para diseñar una buena aplicación, comienza desde las bases, ponte en tu mesa de dibujo con tu cuaderno y boceta con lapicero lo que piensas que puede ser la aplicación y su flujo de navegación, usando como punto de partida la experiencia que el cliente desea y construye hacia arriba, mejorando con los elementos adecuados la presencia digital preexistente del propio cliente. Las grandes ideas móviles son exclusivamente móviles, es decir, no se pueden hacer de la misma manera en ningún otro entorno… así que imprime unas cuantas plantillas del dispositivo para el cual vas a diseñar y dibuja, borra, dibuja, borra, dibuja…

2. Identifica a tus usuarios

Identifica a tus usuarios

Los usuarios móviles actuales tienden generalmente a formar parte de uno de estos dos perfiles: los cazadores (que desean encontrar una pieza específica de la información o hacer una tarea específica rápidamente) y los recolectores (miran y miran para buscar información o para pasar el tiempo, y están menos preocupados por un resultado específico) .. Si tu público son cazadores, céntrate en las características que les permitan realizar tareas en el menor número de pasos y minimizar cualquier funcionalidad que no les ayude. Si son recolectores, busca formas de darles acceso rápido a información amplia y, a continuación, identifica el modo de mantenerles en tu aplicación. De esta manera, es posible complacer a ambos, pero ten mucho cuidado al querer abarcar demasiado, conseguirás tener un mejor resultado escogiendo un perfil y crecer con él. “Quien mucho abarca… poco aprieta” dice el refrán… hazlo tuyo.

3. Recuerda la regla 80/20

Recuerda la regla 80 20

Generalmente, el 80% de los usuarios de la aplicación utilizarán sólo el 20% de su funcionalidad. Si tu servicio ya está online antes de crear la aplicación, una forma sencilla de asegurarte de que responda a esta regla es ver cómo interactúan los usuarios con tu sitio web (en particular, los clientes que usan móviles), e identificar qué funcionalidad se utiliza mayoritariamente, a continuación, utilizar esa información para reducir el conjunto de características y asegúrate de que ese vital 20% es tan fácil e intuitivo de usar como sea posible.

4. Mantenlo simple

Mantenlo simple

Los usuarios cuando instalan tu aplicación nunca esperan tener que leer un manual de instrucciones. Los mensajes breves están bien, al igual que las explicaciones específicas del servicio que se ofrece. Si te encuentras en la situación de tener que poner un FAQ en tu aplicación, probablemente hayas fallado en alguna parte. Ten en cuenta que el móvil simplemente no tiene el espacio suficiente para todas las parrafadas que se pueden usar en un sitio web, por lo que los temas como la iconografía y la tipografía clara son un gran ahorrador de espacio y de tiempo. A la larga, cuanto más sencilla sea la aplicación, mejor será. Será más fácil y más barato el mantenimiento y las actualizaciones, y probablemente hará lo que se supone que tiene que hacer cuando se ideó. Recuerda el mantra: “características ricas, usuario pobre”.

5. Diseño basado en tareas

Diseño basado en tareas

Los usuarios de aplicaciones móviles quieren realizar tareas, ya sean complicadas (como visionar listados de noticias y sus detalles) o específicas (como controlar el horario de un vuelo). Cada función de la aplicación debe estar orientada a ayudarles a identificar y luego completar su tarea, y todo lo demás debe descartarse. Los usuarios tienden a ser muy poco pacientes, así que no puedes permitirte el lujo de perder su tiempo. Trata de adelantarte a sus intenciones y plantéate el objetivo de optimizar las alternativas disponibles en cada etapa de la tarea que está realizando el usuario, para que pueda avanzar rápidamente hasta completarse. Clic! Tarea realizada.

6. No ignores la plataforma UX

No ignores la plataforma UX

Apple, Google y el resto de los fabricantes han invertido miles de millones para que los usuarios sepan exactamente qué va a ocurrir cuando vayan a presionar un botón, deslizar la pantalla o tocar un icono. Desarrollar interfaces personalizadas que no funcionen de esta manera podría confundir a los usuarios, ralentizar la adopción/adaptación y pondría un obstáculo significativo en el “engagement”. En su lugar, aplica los principios del interface kit nativo y sutilmente cambia los elementos de la interfaz sin alterar las funciones subyacentes. Lee las directrices de la plataforma para asegurarte de que se está utilizando el elemento de interfaz correcto para la funcionalidad necesaria, así como las directrices sobre el tamaño mínimo para los botones clickeables. Y sobre todo, consigue el dispositivo móvil para el que estás diseñando y utilízalo religiosamente durante un mes; así sabrás más de lo que cualquier manual o guía de diseño te pueda enseñar.

7. Diseño para interrupción

Diseño para interrupción

Los smartphones pueden ir a cualquier lugar y hacer cientos de cosas, así es totalmente inevitable que algo pueda interrumpir las tareas del usuario en tu aplicación (ya sea en la vida real, o desde el propio teléfono), siendo un desafortunado daño colateral. Manteniendo tu aplicación simple y su interfaz limpio, ayudarás a reducir la carga cognitiva del usuario, haciéndolos menos propensos a tener que salir de tu aplicación para hacer otras cosas. Pero también asegúrate de que es fácil retomar la aplicación después de la interrupción exactamente donde lo dejaron si son expulsados de ella (por culpa de una llamada entrante o porque su autobús acaba de llegar) salvando los estados actuales, rompiendo las tareas más grandes en trozos más pequeños y poniendo el contexto en el todo. Pequeños detalles de mala experiencia pueden provocar grandes daños en el uso de la aplicación.

8. Capturar más que los eventos táctiles

Capturar más que los eventos táctiles

La interacción hombre-ordenador se puede describir como un proceso con pérdidas – en cualquier momento, el usuario está generando mucho más eventos táctiles que lo que la interfaz puede captar. Estos datos son una huella que deja el usuario, una fotografía de su entorno y además son patrones de comportamiento establecidos. Esto incluye cosas obvias como el sonido y el movimiento, pero también conceptos más abstractos como ubicación, proximidad, factores ambientales, redes sociales y la intención. Smartphones – con una enorme variedad de sensores y canales de comunicación; más que cualquier otro dispositivo – están en una posición única para capturar una cantidad ingente de estos datos “ambientales“. Piensa en cómo puedes mejorar la experiencia de usuario con el uso inteligente de toda esta cantidad de información. Utilizar estos datos que el usuario ni sabe que estaba emitiendo de una manera proactiva puede ser un fantástico camino para crear resultados sorprendentes, fascinantes y memorables.

9. Recuerda que tu diseño no es perfecto

Recuerda que tu diseño no es perfecto

Incluso con el UX más cuidadoso en última instancia tu aplicación contendrá algún fallo invisible que se mostrará cuando esté puesto en producción en el mundo real. Esto ocurre incluso antes de que los usuarios se la descarguen y la tengan en sus manos. Durante el desarrollo, algunas ideas podrán resultar técnicamente inviables, pero no las deseches, vuelve a la mesa de dibujo a prototipar y averigua cómo puedes entregar al menos una aproximación a esa idea original y, en la mayoría de los casos, el usuario ni siquiera notará que ha disminuido la funcionalidad de su aplicación. Y como el mercado móvil constantemente innova y se ajusta, lo que funciona hoy puede no funcionar mañana (y viceversa). Trata a tu aplicación como una entidad en constante evolución, utilizando datos de análisis, retroalimentación de los usuarios y nuevos avances tecnológicos para reevaluar y mejorar constantemente la experiencia.

10. Por encima de todo, sigue las mejores prácticas y a tu propia experiencia

Por encima de todo, sigue las mejores prácticas y a tu propia experiencia

Es muy importante que estés al día y leas todo lo posible sobre las mejores prácticas sobre el diseño para aplicaciones móviles para que el diseño de experiencia de usuario que vayas a crear tenga unos cimientos sólidos. En última instancia, la diferencia más importante entre la experiencia de aplicación móvil y la del diseño digital más tradicional es el hardware más pequeño y lento que implica que haya poco espacio para el diseño de un layout complicado y enrevesado. Incluso si no tienes experiencia en el diseño para móviles, esta restricción te obligará positivamente a seguir las mejores prácticas del diseño clásico. La teoría del diseño de productos clásico y tus propias experiencias en el mundo real te pondrán en una ventaja natural para lograr ese diseño UX de alta calidad para aplicaciones móviles que andas buscando. Ten fé en tus conocimientos y en el bagaje de tu experiencia.

 

Por supuesto, estos consejos serán más o menos aplicables según el tipo de aplicación que queramos optimizar y su objetivo final.

 

Si echas de menos algún consejo que no esté en esta entrada y que podamos adoptar no dudes en añadirlo en los comentarios.

 

Esta entrada aparece originalmente aquí

 

Luis Alberto Fernández Arnanz

Luis Alberto Fernández Arnanz

UX/UI Leader & Senior Online/Offline Designer | Design Thinking | Social Media, Community Management & Marketing Online.

Luis Alberto Fernández Arnanz ha escrito 4 entradas


Luis Alberto Fernández Arnanz

Luis Alberto Fernández Arnanz

UX/UI Leader & Senior Online/Offline Designer | Design Thinking | Social Media, Community Management & Marketing Online.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *